El mejor alcalde de Madrid

La operación de construcción masiva de viviendas, más de 50.000, la inició el gobierno de UCD, Unión de Centro Democrático de Suarez, y en concreto el ministro Garrigues Walker,

Aún recuerdo cuando cortábamos el tráfico de Ríos Rosas gritando “Garrigues cabr-- trabaja de peón” y nos quedamos a dormir en el ministerio. Pero al final nos recibió y construyó miles de viviendas.

En aquellos años la Comunidad de Madrid aún no existía.

Y la operación la continuó el tan despreciado y expulsado del PSOE Joaquín Leguina. Hizo un gran trabajo.

Tierno no la hizo, pues las competencias las tenía primero el gobierno de la nación y después la Comunidad de Madrid, el IVIMA.

Me pregunto por qué el Gobierno actual no construye viviendas de manera masiva como se hacía en aquellos años o en tiempos de Franco.

1 me gusta

Un ejemplo:

Construcciones anecdóticas. También ahora Almeida construye viviendas, pero Tierno apenas lo hizo.

Fueron Garrigues Walker y Leguina quienes lo hicieron.

Y la gran trasformación de Barcelona y Sevilla, Olimpiadas y Expo 92, la pagó Felipe Gonzalez.

Madrid quedó al margen de los grandes eventos del 92, pero de eso el ayuntamiento no fue responsable, sino el gobierno central.

En cualquier caso el alcalde Barranco, del PSOE, estuvo en la alcaldía a hasta junio de 1989. Justo los años dorados de Barcelona.

Álvarez del Manzano no fue alcalde hasta junio de 1991.

El gran avance de la Barcelona del 92 se lo debe a Felipe González y sus inversiones millonarias allí y en Sevilla.

2 Me gusta

No, precisamente, la gran Barcelona, su etapa dorada, llegó después de las olimpiadas. El período 95-2005 fue el despunte nacional e internacional. Tras es buen trabajo de las olimpiadas.
Que tuvo una gran inversión, eso, por supuesto; pero con Aznar siguió, sino más, en la misma senda.
Mientras, Madrid vivió uno de sus peores años recientes, por desgracia. Caímos en picado.

1 me gusta

El éxito de Barcelona se lo debió a los Juegos Olímpicos.

Y fueron inversiones estatales.

1 me gusta

Por partes

Madrid no se quedó al margen, fue Capital Cultural de Europa. Un caramelito, es cierto, pero al final se llevó el premio gordo del 92: el Museo Thyssen. Y sí, se lo debemos a la impecable gestión de los ministros de cultura de González. La colección está en España por Tita Cervera, sin duda, pero a ella no le hubiese importado nada que se hubiese ido a su ciudad natal, Barcelona.

Barcelona en los años ochenta fue la ciudad desaparecida. Después de los sesenta y setenta donde todo lo interesante ocurría allí, perdió su brillo en los primeros ochenta. Y luego fue una ciudad en obras. Su esplendor llega a partir del 92, justo cuando en Madrid pierde empuje ¿qué locales eran punteros en los noventa en Madrid?, ¿restaurantes?, ¿sitios de moda? para el tamaño de la ciudad, desconcertaba venir de ciudades como Praga o Milán y ver el contraste.

Menos mal que además del Thyssen los gobiernos de González, entre otras cosas, decidieron ampliar el Museo del Prado o Atocha. Lo que pasaba en Madrid era gracias al Gobierno central o a Gallardón en la Comunidad. El Ayuntamiento era un páramo.

4 Me gusta

El barón Thyssen ni de broma habría aceptado ver su colección en Barcelona, como dijo la baronesa: el mayor atractivo para dejar la colección en España era el lugar donde se encontraba, frente al Prado y, en un edificio magnífico.

Siempre los gobiernos de izquierda han maltratado sistemáticamente a Madrid, y si por ejemplo se amplía Atocha es para evitar su colapso, el Prado por condiciones casi similares guardando las distancias, etc., etc.

2 Me gusta

¿Y quién ofreció ese edificio magnífico?
Pertenecía al Museo del Prado y el Gobierno puso toda la carne en el asador frente a las generosas opciones del Getty Museum, el Gobierno británico, alguna ciudad alemana… hay que recordar que aquí algunos no se quedaron nada contentos con que el Museo del Prado perdiese una de sus sedes. Y luego, cuando se compró la colección por un precio de saldo, la oposición se quejó. Sí, alucinante.
Y que en Barcelona, ya que no se quedaba el museo, al menos se quedaron algunas piezas ¿a petición de quién?

3 Me gusta

Por puntualizar, maltratado por parte de la izquierda madrileña, la más a la izquierda… empezando por esos viejos ideólogos más cercanos al PCE como el ínclito Mangada. En cambio Madrid recibió muchas inversiones estatales con el Plan Felipe, en especial en cuanto a Cercanías, metro y grandes obras como la Avenida de la Ilustración. Un curioso contraste, la construcción de una enorme avenida más amplia que la Castellana con el Mangancio por allí pululando.
Cuando se acabaron las mayorías absolutas y los separatismos periféricos entraron en escena (desde 1993 hasta 2000) buena parte de la inversión se reorientó hacia esas zonas.

2 Me gusta

Y te olvidas que, tras el Madrid de moda de los 80, llegó un personaje que quiso acabar con todo lo que fuese movida y vida alegre, para convertir Madrid en una ciudad de Semana Santa y procesiones.
Los grandes conciertos, los festivales, las fiestas de los barrios, fueron desapareciendo.

3 Me gusta

Tras la muerte de Tierno, llegó el cutrón de Barranco (artífice de la jibarización de las dos torres de Plaza de Castilla pero que con su inutilidad propició la creación de las torres KIO de Johnson), el pobre Sahagún (no le dio tiempo a mucho con su prematura muerte) y sí, el cutrísimo y garbancero Manzano. Con un odio patológico a todo lo que tuviese más de tres plantas de altura y un gusto extraño por la tunelación. Su primera legislatura alumbró personajes torrentianos como Matanzo y demostró que Madrid le venía grande.

El problema es que la era Manzano se ve de otra forma tras catar a Botella y al urbanista Calvo. Menos mal que entre medias estuvp Gallardón.

Lo que sí le reconozco a Manzano fue la idea o proyecto de autopistas subterráneas, que supongo fue el germen del sistema de túneles de Madrid-río y los baipás… Bueno, y revertir los daños de Mangada creando los nuevos PAU. El problema es cómo lo hizo.

4 Me gusta

Fácil; porque las competencias necesarias para ello se descentralizaron a las CC.AA.

Ahora no hay un Gobierno que construya vivienda pública por más anuncios estrella que haga que siempre terminan en nada porque no pueden ser más que humo. Lo que hay ahora son 17 gobiernos chiquititos que marean la perdiz. Así está montado el sistema descentralizado actual.

3 Me gusta

La Comunidad de Madrid tiene las competencias en construccion de viviendas.

Los ayuntamiento no las tienen… pero también hacen viviendas.

El gobierno central podría igualmente construir viviendas y no lo hace. O podría dedicar partidas presupuestarias extraordinarias a las comunidades.

Siendo, como es, uno de los mayores problemas de los españoles, el gobierno debería construir decenas de miles de viviendas o financiar que lo hicieran las comunidades, pero no hace nada.

2 Me gusta

Es curioso que nadie le reconozca a Álvarez del Manzano que las 4 torres las aprobó él.

Las mayores torres de Madrid se las debemos a él.

En contra de su voluntad/

… el CTBA salió adelante a pesar de que Manzano era alcalde.

7 Me gusta

Álvarez del Manzano le dijo a José María García en privado que aprobaría la operación por encima de su cadáver, y, cuando José María le preguntó por el cadáver tras su aprobación, este contestó que si te llama el presidente del gobierno poco puedes hacer.

9 Me gusta

Hasta la entrada de Almeida era muy fácil consultar y visualizar la evolución de la deuda que tenía el Ayuntamiento de Madrid en su sitio web. A partir del segundo año, decidieron eliminar los gráficos, bastante didácticos ¿por qué lo hicieron? es fácil de imaginar.

Hoy leo en un medio un titular: “Madrid cerró 2023 con un superávit de 154 millones y redujo su deuda un 29%”. Y me alegro. Avanzo la lectura: El Ayuntamiento de Madrid ingresó 5.663 millones de euros en 2024 , redujo su deuda un 29 por ciento la deuda hasta los 1.960 millones de euros y mantiene un superávit de 154 millones , según los datos de liquidación de los presupuestos correspondientes al año 2023.

¿1960 millones? pero si la deuda era menor el año pasado. O al menos eso recuerdo. Busco en otros medios:

Sigo buscando y en el propio sitio del Ayuntamiento aparece un enlace del año pasado donde dice que En cuanto al nivel de deuda, se amortizaron 20 millones, lo que ha posibilitado que por, primera vez desde hace más de una década, el nivel de deuda a final de año se sitúe por debajo de los 1.800 millones de euros.

No entiendo nada. Si el nivel de deuda estaba por debajo de los 1.800 millones y ahora es de 1960, es evidente que se me escapa algo.

¿Alguien que me lo pueda explicar?

9 Me gusta

Seguramente estén jugando con conceptos.

Ni siquiera, Engracia Hidalgo para hablar de la reducción de deuda en un 29% se ha remontado a 2018. Tiene narices. Almeida fue alcalde en 2019 y durante el medio año que quedaba la reducción de la deuda se debió a la inercia de lo hecho por el anterior equipo. A partir de ahí hubo un cambio y el decrecimiento se fue desacelerando, de hecho el año pasado se incrementó. Lo que me parece alucinante es que algunos medios le compren el discurso. Yo no soy ni economista ni periodista y me chirriaban los números que publicaba MADRIDIARIO (y no era el único), pero tengo memoria.
Lo lógico hubiese sido comparar el dato de deuda del 2023 con el de 2022. Y menos mal que no la ha comparado cuando debíamos más de siete mil millones.
Lo peor de todo es que no se nota en qué se ha gastado la pasta.

3 Me gusta